El Boulevard de Van Horne es la nueva atracción en la ciudad de Camagüey (Cuba). Mucho tiempo pasó la calle en construcción y hoy los agramontinos pueden disfrutar de la historia del Ferrocarril en la contemporaneidad de diversas propuestas de ocio.

Una de las entradas a la calle comienza con el Parque Temático Ferroviario, en el cual se exhiben dos locomotoras originales de la dotación de los antiguos ingenios Senado y Lugareño.

Se suman el bar Plaza y la cafetería Estación, donde se pueden apreciar diseños fotográficos de las máquinas ferroviarias comunes en la urbe durante los siglos XIX y XX, y deleitarse con una variada oferta gastronómica.

Aunque faltan etapas para una total remodelación de la antigua terminal de trenes, el Museo Ferroviario promete ser un amplio complejo cultural que incluirá una sala de exposiciones transitorias, un taller de digitalización y un aula para impartir clases a niños sobre la historia del ferrocarril en Camagüey.

Otra opción que convida al camagüeyano al esparcimiento y al aprendizaje de la Historia local. El Museo Ferroviario está ubicado en la antigua terminal de trenes, para honrar la tradición ferroviaria de Camagüey, como parte del Parque Temático sobre el llamado camino de hierro.

Las locomotoras son un vínculo histórico entre el Ferrocarril y el desarrollo de la industria azucarera en la provincia de Camagüey. Los camagüeyanos disfrutan de la renovada imagen de la fachada e interiores del Hotel Plaza.

El de Van Horne es el único boulevard temático ferroviario de Cuba, hasta el momento.

Tomado de Radio Cadena Agramonte.

Ver más noticias.

0 0 0 0